Nutrición para la Insuficiencia Renal en perros

Tiempo de lectura estimado: 4 minutos

La insuficiencia renal, en perros es una condición que consiste en la disminución del tejido renal, cuando los riños dejan de hacer su función completa. Puede ser aguda o crónica. Cuando la insuficiencia es crónica no existe cura, solo el tratamiendo para mejora la calidad de vida del perro.

Afecta en mayor proporción a perros senior y el síntoma más notorio es la incontinencia, además de la debilidad y el cansancio.

¿Cómo saber si mi pero sufre insuficiencia renal?

Cuando inicia la insuficiencia renal en perros, generalmente no se ven síntomas, estos se perciben hasta que la enfermedad haya avanzado.

Algunos síntomas de la insuficiencia renal en perros pueden ser:

  • Polidipsia, el perro consume mayor cantidad de agua.
  • Disminución del apetito y mal aliento, asociado a úlceras estomacales y llagas en la mucosa oral.
  • Poliuria, orinando de forma más fecuente y generalndo incontinencia, aunque puede ocurrir lo contrario y que el perro no puede orinar.
  • Perdida de peso, deshidratación y anemia.
  • Vómitos o diarrea (En los casos más graves)
  • en las ultimas etapas el perro puede sufrir coma.

Con una correcta alimentación, nuestro perro puede mejorar la función renal para ayudar a controlar la insuficiencia renal en perros.

Recomendaciones para perros con insuficiencia renal

CONSUMO DE AGUA

Es básico que el perro consuma suficiente agua para evitar la deshitratación. En ocasiones esto no es fácil por lo que se puede humeder su alimento seco o darles alimentos húmedos.

Es básico que el perro consuma suficiente agua para evitar la deshitratación

DIETA ESPECIAL

Los perros con insuficiencia renal pueden sufrir náuses, vómitos, anorexia, úlceras en el tracto gastrointestinal y alteración del olfato y gusto, por esta razón se disminyye el apetito y puede causar desnutrición, lo que empeora la capacidad de cicartrización aumenta el riesgo de infecciones y disminuye la fuerza.

Lo recomendado es ir combinando gradualmente a la dieta renal en un periodo de 2-4 semanas. La dieta debe de contener:

Alimentación rica en grasa y omega 3, generan el doble de energía que los hidratos de cargono, tiene buena palatabilidad (saben bien) y aportan vitaminas.

Control en el aporte proteico. Las proteínas por su alto contenido en fósforo proveocan una acidificación metabólica que empeora la función renal .

Existen estudios en los que un alto contenido en aceite de pescado, disminuye el número de lesiones renales, controla la hipertensión arterial y disminuye la proteinuria (Brown 1996)

Se debe tener en cuenta la calidad de la proteína ya que tiene que suplir las neceidades de aminoácidos esenciales manteniendo al mínimo la producción de residuos nitrogenados.

Aumetar el aporte de vitaminas del grupo B para compensar su pérdida por la gran producción de orina.

Regulación en la ingesta de sodio: En exceso puede provocar hipertensión y la restricción excesiva puede agravar la deshitratación extraceluar y la cantidad de ácido en los líquidos del cuerpo.

Las fibras y antioxidantes son favorables para el sistema digestivo e inmunológico.

En el diagnóstico se podrá determinar la fase en que la enfermedad renal se encuentra y de este dependerá el tratamiento adecuado.

Fuente: www.affinity-petcare.com